¿Cómo limpiar una bombilla?

Limpiar una bombilla puede ser mucho más complicado de lo que nos parece. Y es que estamos hablando de uno de los eternos olvidados del hogar; un elemento que nos ilumina de forma diario y que, debido a su posición elevada, se va llenando de polvo de manera progresiva. Llegará un momento en el que precisamente ese polvo nos impedirá ver con la claridad suficiente. Y es por esta razón, por la que, si no nos aclaramos, siempre podemos contar con una empresa de limpieza en barcelona que nos pueda echar una mano con ese tema; y un buen ejemplo de ello es http://empresadelimpiezaenbarcelona.es/.

Precisamente nos hemos basado en sus consejos y te vamos a indicar las mejores maneras para limpiar bombillas

Para evitar la acumulación de suciedad, lo que hay que hacer es limpiarlas tanto por dentro, como por fuera. para este procedimiento nos va a hacer falta agua, una cacerola y un elemento muy práctico en cuanto a limpieza se refiere: si, estamos hablando del bicarbonato de sodio.

Empezaremos llenando la cacerola con agua y le añadiremos 3 cucharadas de bicarbonato. A continuación, agregamos la bombilla, o varias bombillas, y dejamos que estén ahí dentro durante un rato hasta que las bombillas empiecen a hervir (esto puede tardar un hora más o menos). El agua se irá tornando más oscura, y esto será el indicativo que nos dirá que se está limpiando. En el momento en el que pase la hora, sacamos las bombillas y las ponemos sobre un paño limpio hasta que se sequen por completo. Cuando ya estén listas, las podremos colocar sin que esto implique ningún tipo de riesgo.

Ahora ya sabes cómo puedes limpiar esas tediosas bombillas que parece que nunca quedan del todo bien.